Quienes Somos
 Editorial
 Premios Recibidos
 15 Años en Acción
 Ultima Tapa
 Distribución
 Propuestas
 Anunciantes
 Interes General
 Almagro
 Boedo
 Caballito
 Flores
 P. Chacabuco
 P. Patricios
 Pompeya
 San Cristóbal
 Comisarías
 Bomberos
 Hospitales
 Emergencias
 Farmacias
 CGP
 Consulados
 Embajadas
 Trenes y Subtes
 Aguas Argentinas
 Entes Regulatorios
 Edenor
 Edesur
 Metrogas
 Telecom y Telefonía
 Registros Civiles
 Registro Industrial
 Registros Propiedad
 Registros Sociales
 Mascotas
 Bolsa de Trabajo
 El tiempo
 Web Mail
 Guia Telefónica
 Horóscopo
 Postales y Chistes
 Chequeo Virus Online
     
Contáctenos


EN EL DÍA DEL HISTORIADOR PORTEÑO

      El “día del historiador porteño” es de data reciente, aunque la actividad de historiar sea tan vieja como el hombre o, al menos, como la de la escritura.

     Historiar es ahondar en el pasado y registrarlo, sabiendo que no es lo mismo contar historias que reconstruirlas.
Ser historiador implica memoria y reflexión. Pero, un historiador bebe, también, ser un buen escritor, y Enrique Horacio Puccia lo era. Él realizaba sus trabajos no sólo con gran profusión de datos expuestos con método, sino, además, con una prosa pulcra que nos facilita la lectura, otorgándonos ese placer que siempre experimentamos ante lo que, por encima de su utilidad, es estéticamente bello.
     En sus libros, no sólo podemos encontrar crónica viva, sino, también, frescura estilística y calidad literaria. El abanico de temas que se abre en cada uno de ellos para caracterizar la vida porteña es amplio y asombroso.
     Los suyos, son libros para ser leídos con fruición, retrotrayéndonos a un pasado que, a través de sus palabras, parece estar ahí nomás, en una lejanía apenas de ayer. Transportarnos al “Tiempo de Villoldo” o introducirnos en la historia de Barracas, desde sus singularidades, sus secretos y las vidas de sus gentes, nos permite iniciar un recorrido por nuestra historia desde su trama más íntima y reveladora. En su condición de lírico e historiador, su inquietud fecunda ha estado asociada siempre a la dilucidación de la historia de una ciudad a la que ha demostrado amar entrañablemente.
     Sentimiento y conducta que conmueven e inspiran.
Por eso el Día del Historiador Porteño, se instituyó pensando en él.


Luis Alposta

      
     
  Free counter and web stats